Enero 2014
Enero 2014

Domingo III del Tiempo Ordinario (A), 26-1-2014

Domingo III del Tiempo Ordinario (A), 26-1-2014

 

Hoy es un día muy especial: hoy termina la Semana de Oración por la Unidad de los Cristianos y también celebramos la conversión de San Pablo. Él estaba en contra de los cristianos y los perseguía, pero un día su vida cambió gracias a Jesús. Creyó en Él y a partir de ahí dedicó su vida a anunciar esa alegría y ese cambio de vida que da el Señor.

 A nosotros también nos llama el Señor para que cambiemos de vida. Para que no vivamos cómodos pensando sólo en nosotros mismos y Le anunciemos a los demás con obras ayudando al que nos necesita y con nuestro testimonio.

 

Lectura del santo Evangelio según San Mateo (4, 12-23)

 Al enterarse Jesús de que habían arrestado a Juan, se retiró a Galilea. Así se cumplió lo que había dicho el profeta Isaías.

Entonces comenzó Jesús a predicar diciendo: «Convertíos, porque está cerca el reino de los cielos.»

Pasando junto al lago de Galilea, vio a Pedro, y a su hermano Andrés, que estaban trabajando en la barca pues eran pescadores.

Jesús les dijo: «Venid conmigo, y os haré pescadores de hombres.»

Inmediatamente dejaron las redes y se fueron con Él.

Poco después, vio a Santiago y a Juan, que también eran hermanos y estaban en la barca con su padre. Y Jesús los llamó también y ellos dejaron a su padre y la barca y se fueron con Él.

Y Jesús recorría toda Galilea, enseñando en las iglesias de los judíos y anunciando la Buena Noticia del reino de Dios, y curando las enfermedades de muchas personas.

Descarga
Liturgia 25 26.01.14 Dgo III T.O (A).doc
Documento Microsoft Word 34.5 KB

Domingo II de Tiempo Ordinario (A), 19-1-2014

Queridos hermanos, bien venidos como cada domingo a la fiesta del Señor. Hemos dejado atrás el tiempo de Navidad y Epifanía y comenzamos lo que la Iglesia llama tiempo ordinario, porque no hay fiestas solemnes especiales, pero en realidad ningún domingo es ordinario, pues cada Eucaristía es extraordinaria, además durante esta semana vamos a tener dos acontecimientos importantes por los que rezar: las migraciones, todos los emigrantes necesitan nuestro apoyo y nuestra oración y la unión por las iglesias cristianas, abramos el corazón y dejemos que el amor de Dios vaya transformando nuestra vida.

 

Domingo II de Tiempo Ordinario (A)

 

Lectura del santo Evangelio según San Juan (1, 29-34)

En aquel tiempo, Juan vio a Jesús y dijo:

Este es el Cordero de Dios, que quita el pecado del mundo. Este es aquél de quien yo dije: «Tras de mí viene un hombre que está por delante de mí, porque ya vivía antes que yo.» Yo no lo conocía, pero he salido a bautizar con agua, para que sea manifestado a Israel.

Y Juan dio testimonio diciendo:

He visto al Espíritu que bajaba del cielo como una paloma y se posó sobre él.

Yo no lo conocía, pero el que me envió a bautizar con agua me dijo:

Aquél sobre quien veas bajar el Espíritu y posarse sobre él, ese es el que ha de bautizar con Espíritu Santo. Y yo lo he visto, y he dado testimonio de que este es el Hijo de Dios.

 

Descarga
Liturgia: Domingo II de T.O. (A)
Liturgia 24 19.01.14 Dgo II T.O (A).doc
Documento Microsoft Word 34.0 KB

Bautismo del Señor, (A) 12-1-2014

Bautismo del Señor, (A) 12-1-2014

Bienvenidos todos a esta celebración de la Eucaristía. Ya, volvemos al trabajo y a las obligaciones. Hoy las lecturas nos hablan del bautismo del Señor.

Dios ama a todos los hombres de todo el mundo y envía su Espíritu y su Palabra sobre ellos. 

 

 Lectura del santo Evangelio según San Mateo 3, 13-17

 

En aquel tiempo, fue Jesús al Jordán y se presentó a Juan para que lo

bautizara.

Pero Juan intentaba disuadirlo diciéndole: Yo necesito que tu me bautices, pero tu quieres que te bautice yo, ¿por qué?.

Jesús le contesto: Déjalo. Es bueno que hagamos las cosas que Dios quiere.

Entonces Juan bautizó a Jesús. Y al terminar se vio que el Espíritu de Dios

bajaba como una paloma y se posaba sobre él. Y se oyó una voz del cielo que

decía: Este es mi Hijo amado, mi elegido.

Descarga
Liturgia 23 12.01.14 Dgo I T.O (A).doc
Documento Microsoft Word 33.5 KB

Epifanía del Señor, 6-1-2014

Bienvenidos a todos, hoy celebramos juntos el día de la adoración de los Magos de Oriente.

 En el ejemplo de los Magos vemos a tres personas de diferentes partes del mundo, que han visto la luz del Señor, las maravillas que conlleva esta estrella que ilumina sus vidas, y se ponen en camino para adorarlo y darle gracias. Sacan valor y se van allá donde les guía la estrella, sin saber a dónde.

 Nuestra vida tiene que ser igual que la de los Reyes Magos, tenemos que dejarnos guiar por el Señor, para ir allí donde nos lleve, sin pensar dónde, y adorarle en todo momento.

 

Lectura del santo Evangelio según San Mateo (2, 1-12)

 Jesús nació en Belén en tiempos del rey Herodes.

Entonces, unos Magos de Oriente llegaron a Jerusalén preguntando:

 ¿Dónde está el Rey de los Judíos que ha nacido? Porque hemos visto su estrella y venimos a adorarlo.

Al enterarse el rey Herodes, se asusto y llamó a los sumos sacerdotes y les preguntó dónde tenía que nacer el Envido de Dios.

Ellos le contestaron:

 En Belén de Judá, porque así lo ha escrito el Profeta:

 «Y tú, Belén, tierra de Judá,

no eres la ciudad menos importante de Judá

porque de ti saldrá un jefe

que será el pastor de mi pueblo Israel.»

 Entonces Herodes llamó en secreto a los Magos, para que le dijeran cundo habían visto la estrella, y los mandó a Belén, diciéndoles:

 Id y averiguad cuidadosamente qué hay del niño, y, cuando lo encontréis, avisadme, para ir yo también a adorarlo.

Los Magos, después de oír al rey, se pusieron en camino, y de pronto apareció otra vez la estrella y los Magos se llenaron de alegría y los guió hasta donde estaba el niño.

 Entraron en la casa, vieron al niño con María, su madre, y de rodillas lo adoraron; después, le ofrecieron regalos: oro; incienso y mirra

Y habiendo recibido en sueños un aviso, para que no fueran a ver a Herodes, se marcharon a su país por otro camino.

 

Descarga
Epifanía del Señor. 5-1-2014 (A)
Liturgia 22 06.01.14 Epifanía (A).doc
Documento Microsoft Word 31.0 KB

Domingo II de Navidad, 5-1-2014

DOMINGO II DE NAVIDAD, 5-1-2014

 

Hermanos, bienvenidos a esta Eucaristía en el tiempo de Navidad. Gracias al nacimiento de Jesús Dios se presenta ante nosotros.

Dios que es la Palabra se transforma en hombre porque quiere vivir entre nosotros, nos envía a su Hijo para mostrarnos, enseñarnos el camino de la Salvación. Nos da la Luz y si creemos en Él nuestra vida nunca estará en tinieblas.

 

Lectura del santo Evangelio según San Juan (1, 1-18)

En el principio ya existía la Palabra, y la Palabra estaba junto a Dios, y la Palabra era Dios.

La Palabra en el principio estaba junto a Dios.

Por medio de la Palabra se hicieron todas las cosas, y sin la Palabra no se hizo nada.

En la Palabra había vida, y la vida era la luz de los hombres.

La luz brilla en la tiniebla, y la tiniebla la rechazó.

La Palabra era la luz verdadera, que da luz a la vida de los hombres.

La Palabra vino al mundo y estaba en el mundo; el mundo se hizo gracias a la Palabra, y el mundo no la conoció.

Vino a su casa, y los suyos no la recibieron.

Pero a las personas que sí la recibieron, les da poder para ser hijos de Dios, si creen en su nombre.

Estos no han nacido de Sangre, ni de amor carnal, ni de amor humano, sino de Dios.

Y la Palabra se hizo Hombre, y vivió entre nosotros, y hemos visto su gloria: gloria propia del Hijo único del Padre, lleno de gracia y de verdad.

Descarga
DOMINGO II DE NAVIDAD (A)
Liturgia 21 05.01.14 Dgo. II Navidad (A
Documento Microsoft Word 35.5 KB

Santa María, Madre de Dios, 1-1-2014

Queridos hermanos

 

31 de diciembre de 2013 y 1 de enero de 2014

Nos reunimos para celebrar la ultima Eucaristía de este año y prepararnos para empezar, mañana, un año nuevo.

Por eso la Eucaristía de hoy tiene una doble significación: Dar gracias al Señor por todo lo que hemos recibido de El en este año que acaba y pedirle su Gracia para seguir viviendo con fidelidad el año que vamos a empezar. Y lo hacemos teniendo muy cerca de nosotros a María, la Madre del Señor y madre nuestra.

 

 Lectura del Santo Evangelio según S. Lucas (2, 16-21)

En aquel tiempo los pastores fueron corriendo y vieron a María y a José y al Niño acostado en el pesebre. Al verlo, les contaron las cosas que les habían dicho los ángeles de aquel Niño.Todos los que lo oían se admiraban de lo que decían los pastores. Y María guardaba todas estas cosas, meditándolas en su corazón. Los pastores se fueron alabando a Dios por las cosas que habían visto y oído; todo como les habían dicho los ángeles. Ocho días después, fueron a bautizar al Niño de acuerdo con la ley judía, y le pusieron por nombre Jesús, como lo había llamado el ángel antes de su nacimiento.

 

Descarga
Santa María, Madre de Dios (A)
Liturgia 20 01. 01.14 Santa María Madre
Documento Microsoft Word 31.5 KB

 La Parroquia Santa María del Silencio tiene  número de teléfono para facilitar el contacto por whatsapp, sms o voz :  

689 34 93 80

Se atiende en el horario de la parroquia.

 

Email: stamsilencio@stamsilencio.com

Parroquia Santa  María del Silencio

C/. Raimundo Fernández Villaverde, 18 A,

28003  Madrid

(Metro Cuatro Caminos)